Saltar al contenido
Início » Oración de consuelo por las madres que han perdido a sus hijos

Oración de consuelo por las madres que han perdido a sus hijos

Me encantó este contenido, así que lo comparto

¡Hola, queridos hermanos! Hoy queremos compartir con ustedes una oración que escribimos, pidiéndole a Dios consuelo para las madres que han perdido a sus hijos.

Sabemos que este es un dolor inmenso y que ninguna palabra puede aliviarlo, pero creemos que Dios es fiel y que puede darnos fuerza y ​​esperanza en medio del sufrimiento.


Siéntete libre de compartir esta oración de consuelo con todas las madres que están pasando por esta situación.
Y si eres una madre que perdió un hijo, le pedimos a Dios que te bendiga y consuele tu corazón ❤

Oremos juntos:

Señor, Tú eres el Dios de la vida y la muerte, el Creador de todas las cosas. Conoces el corazón de toda madre que llora por la pérdida de un hijo, que siente un vacío que nada puede llenar. Tú sabes cuánto amaban y cuidaban a sus hijos, cuánto soñaban y se regocijaban con ellos. También sabes cuánto sufren y se angustian, cuánto se preguntan por qué sucedió esto y si tiene algún propósito.

Dios, te pedimos que tengas misericordia de estas madres, que las consueles con tu amor y tu presencia. Que sientan tu abrazo y tu paz, que confíen en ti y te den sus hijos. Que tengan la seguridad de que sus hijos están en un lugar mejor, donde no haya más dolor ni lágrimas, donde puedan alabarte y adorarte. Que tengan la esperanza de que un día se reunirán con ellos en la gloria eterna.

Señor, te damos gracias por cada madre que lee esta oración, por cada hijo que han generado y criado. Te pedimos que los bendigas y protejas, que los fortalezcas y los renueves, que los guíes e ilumines. Que encuentren en ti, oh Padre, el sentido de la vida, que glorifiquen tu nombre en todas las circunstancias, que den testimonio de tu amor y de tu gracia.
Amén.

También nos gustaría señalar una poderosa oración por los momentos difíciles que publicamos en nuestro canal de YouTube. Estamos seguros de que ayudará mucho.
¡Dios nos bendiga!

Me encantó este contenido, así que lo comparto

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *